Resteado por mi muchacha

INTRO:

   


 

                                               

Negrita de mis antojos de lindos ojos vámonos pa' mi llanura

                                          

Decidete de una vez, ay mi amorcito y súbete a mi montura

                             

Que nos vamos paso a paso, bajo la luz de la luna

                              

Tu en la silla, yo en el anca abrazando tu cintura.


 

                         

Pa cobijarte del frio, brindándote mi ternura

                          

Y cantándote al oido para elogiar tu hermosura.

                                          

Al paso de mi caballo, de mi castaño irás comoda y segura

                                                      

Te susurraré un te quiero, puro y sincero como el llano y sus anchuras.

                             

La brisa te hará caricias, en tu bella encejadura

                           

Y las estrellas del cielo adornarán tu figura

                          

Mis melodías sabaneras alegrarán la aventura

                         

Y pa' defenderte llevo mi cuchillo cacha dura.


 

                                                

Vamonos que se hace tarde, y tus padres pueden escuchar la bulla

                                                

No tengas miedo mi amor, que nos proteje el Señor de las alturas.

                                     

Y es que un amor como el nuestro sincero  y sin tachaduras

                                     

Merece que el Dios supremo lo resguarde en su envoltura;

                            

Yo te daré  libremente, un amor    sin ataduras

                        

Ninguno como te quiero como me  quieres ninguna.


 

INTERLUDIO:

   


 

                                                      

Cuando lleguemos al rancho, mi lindo encanto tendrás toda una fortuna,

                                        

El paisaje sabanero, en aperos bestias y coplas montunas;

                         

Una tinaja en el patio, un fogón y una totuma

                         

Un perro de compañero el corral y la laguna.


 

                        

Una buena campechana, de una novilla lebruna

                           

Y un botalón donde pegues toditas tus amarguras.  


 

                                                

Pa' que te  puedas bañar, un morichal de agua cristalina y pura

                                              

Y no conforme con eso, voy a obsequiarte una potranca cebruna;

                                 

Pa' que salgas en las tardes a contemplar la lejura

                         

Disfrutando del aroma que a la sabana perfuma.


 

                          

Te deleitarán las aves, con sus melodias agudas

                         

Regalándote un concierto típico de mi llanura.


 

                                                      

Por comida no hay problema, tengo un conuco con muy buena agricultura

                                                      

Las vacas nos dan el queso, y un balde lleno de leche fresca y espuma;

                           

Orgullosos estaremos al mirar nuestras criaturas

                          

Inocentes jugueteando con gritos y travesuras.


 

                                    

No tengo para ofrecerte  más que el llano y su escultura

                       

Y un corazon sabanero que cuando te veo se apur   a.


 

   


 

VIDEO DE LA CANCIÓN EN VIVO


 



Ver más canciones y acordes en www.micuatro.com

Quizá también te interese:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *